miércoles, 20 de abril de 2016

TARTA DE FRESAS Y MERENGUE

 
Esta tarta la hice hace unos años para San Valentín y gustó muchísimo. De vez en cuando hay que saltarse la dieta sana y darse un caprichito, venga manos a la obra. 
 
Todavía estamos en temporada de fresas, hay que aprovechar que están más sabrosas y baratas y sacarle partido. Tiene su trabajo, pero si os gusta la cocina y tenéis un poco de paciencia seguro que conseguiréis hacer una igual. Os animo, os encantará.
 

 

Esta tarta va en varias fases. La primera es hacer un bizcocho para tartas.

Ingredientes para el bizcocho ligero para tartas:

- 4 huevos
- 125 gr de azúcar
- 65 gr de harina Maizena
- 65 gr de harina de trigo
- 1/2 sobre de levadura

Preparación del bizcocho:


Separamos las claras de la yemas. Montamos las claras a punto de nieve, reservamos.

En un bol ponemos las yemas con el azúcar, batimos bien. Luego incorporamos las claras suavemente, con movimientos envolventes, con mucho cuidado para que no bajen. A continuación añadimos las harinas mezcladas con la levadura, tamizandolas con un colador. Mezclar todo delicadamente.

Vertemos en un molde de 24 o 26 cms y llevamos al horno 160º. Una vez horneado, déjalo enfriar en el horno con la puerta un poquito abierta.

Una vez frío, desmoldamos y lo partimos en tres bases. Ya esta listo para rellenar. 


Ingredientes para el almíbar del bizcocho:

- 1 1/2 de agua
- 3/4 partes del vaso, de azúcar (menos un dedo o dos del vaso)
- un trocito de canela en rama
- cascara de limón
- 2 cucharadas soperas de un licor (moscatel, ron...)

Preparación del almíbar:


Ponemos todos estos ingredientes en un cazo a hervir a fuego suave durante 10 minutos, menos el licor que añadiremos una vez apartado del fuego

Ingredientes para la crema de fresa:

- 200 ml de nata para montar
- 75 ml de leche
- 5 cucharadas soperas de mermelada de fresa
- 1/2 sobre de gelatina de fresa (reservamos el otro 1/2 para la cobertura)

Preparación de la crema de fresa:

Calentar la leche y disolver el 1/2 sobre de gelatina, el otro medio lo dejamos reservado para la parte de arriba. Dejar enfriar un poco. Mientras tanto montamos la nata.

A la nata montada , incorporamos la gelatina y la mermelada. Mezclar con cuidado para que no baje. Reservar en el frigorífico. 



Ingredientes para la crema pastelera:

- 3 yemas
- 1/2 litro de leche
- 4 cucharadas de azúcar
- 2 cucharadas de maizena
- esencia de vainilla
- cascara de limón o naranja
- canela en rama

Preparación de la crema pastelera:


Reservar un poco de leche para diluir la maizena, el resto ponerla a calentar junto a la canela, esencia de vainilla y cascara de limón, a fuego suave para que coja el sabor de los ingredientes hasta que hierva.

Mientras batir las yemas con el azúcar, una vez montadas añadir la leche en la cuál habíamos disuelto la maizena, mezclar bien.

A continuación echar unas cucharadas de leche en las yemas montadas, pero fuera del fuego, remover bien.

Incorporar el resto de leche sin dejar de batir, poner nuevamente al fuego hasta que la crema espese sin para de remover, pues se puede agarrar al fondo. La dejamos enfriar, para luego rellenar.

 

Ingredientes para la cobertura de la tarta:

- 1/2 sobre de gelatina de fresa
- 150 ml de agua
- 150 gr de mermelada de fresa

Preparación de la cobertura:

Triturar la mermelada junto al agua. Calentarla en un cazo, agregar la gelatina y colar en un colador.

Cuándo este casi frío verter sobre la tarta. 



Ingredientes para el merengue:

- 4 claras de huevo
- 400 gr de azúcar
- 1 pizca de cremor tártaro
- 1 sobre de azúcar avainillado
- 200 ml agua

Preparación del merengue:

En un cazo ponemos 300 gr de azúcar y cubrimos con agua. Lo ponemos al fuego sin remover.

Mientras montamos las claras, cuando estén semimontadas vamos añadiendo los 100 gr de azúcar restantes y el azúcar avainillado en forma de lluvia, también añadimos el cremor tártaro (es opcional) pero con ello monta mejor, seguimos montando hasta que este bien firme.

Cuando el almíbar empiece a burbujear y este en punto de bola y adquiera una temperatua de 120ª c vamos añadiéndolo en un hilo muy fino a las claras que tenemos montadas. Una vez terminado de incorporar todo el almíbar, seguimos batiendo unos minutos más hasta que entibie un poco y listo para adornar.

Montamos la tarta:

Una vez partida en tres bases, ponemos nuevamente la primera base en el molde de tarta con su aro.

Empapamos bien con el almíbar. La cantidad de almíbar nos tiene que dar para las tres bases.

Una vez empapada la primera base, rellenamos de crema de fresa, una capa finita, añadimos encima fresas a trocitos chiquitos y en lo alto de esas fresas añadimos el resto de crema de fresa. Ya tenemos la primera capa de la tarta.

Vamos por la segunda.

Ponemos encima de esta capa la segunda base de bizcocho, hacemos lo mismo, empapamos bien en el almíbar y de seguido ponemos la crema pastelera.

Con la tercera capa, hacemos lo mismo, ponemos el bizcocho y empapamos de almíbar. Troceamos fresas ya a trozo más grandes, tal cuál lo tengo yo en la foto y vamos colocando dándole una forma bonita, reservamos.

Ahora la cobertura de la tarta, en el último momento de tenerla montada en el molde.

Vamos vertiendo la cobertura de fresa que debe estar casi fría encima de las fresas, en la última capa, de inmediato la llevamos al frigorífico hasta que cuaje, unas cuantas de horas.

Pasado este tiempo, sacamos del frigorífico, desmoldamos y lo decoramos con el merengue que meteremos en una manga pastelera, pasando por todo alrededor y listo.

El bizcocho, el almíbar y las cremas, las puedes tener preparadas antes y guardas en el frigorífico.

Una riquísima tarta para conquistar un lindo corazón. ¡¡A disfrutarla!!
 













































































No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por dejarme tu comentario!