miércoles, 16 de marzo de 2016

BRAZO DE GITANO CON COCO, RELLENO DE DULCE DE LECHE


El brazo de gitano tiene su origen en un monje berciano que en el medievo recorrió el mundo y en un monasterio egipcio descubrió este postre y lo trajo a España; se le empezó a llamar «brazo egipciano» y la palabra degeneró en la actual.

¡¡Este dulce me pirra!! ya que soy de bizcochos jugosos, no soporto tartas, ni bizcochos secos y éste y todos los míos os aseguro que no lo están.
































Ingredientes:

-5 huevos
-5 cucharadas soperas de harina de repostería
-5 cucharadas soperas de azúcar
-1 sobre de azúcar avainillada de supermercados LIDL
-ralladura de limón
-1 cucharadita de levadura
-coco rallado
-1 bote de dulce de leche
-canela molida



Ingredientes para el almíbar:

-1 1/2 vaso de agua
-1/2 vaso de azúcar
-cascara de limón
-un trocito de canela en rama
- 2 cucharadas soperas de algún licor



Preparación del almibar:


Poner en un cazo y hervir todos los ingredientes, menos el licor, durante diez minutos a fuego lento. Retirar y añadir el licor, mezclar bien, dejar enfriar y reservar. Antes de utilizar sacar la cascara y la rama de canela.

Preparación de la placa de bizcocho:


Separar las claras de las yemas y montar las claras a punto de nieve, reservar.

Batir las yemas con el azúcar y el azúcar avainillado hasta que blanqueen.

Añadir la ralladura, mezclar. Ahora mezclar suavemente las claras que teniamos montadas. con cuidado de que no bajen. Por último añadir la harina junto a la levadura, tamizandola con un colador y en varias veces, mezclar bien.

Poner un papel de hornear en la bandeja de horno. Extendemos la masa sobre la bandeja de horno, alisamos la superficie con una lengua pastelera. 

Horneamos a 180º durante unos 10-12 minutos, hasta que veamos la superficie ligeramente dorada.

Sacamos el bizcocho del horno, lo volcamos sobre un paño, retiramos el papel en el que lo horneamos, que habrá quedado en la parte superior.
Lo bañamos con el almíbar que habremos hecho antes y espolvoreamos con canela molida todo el bizcocho y rellenamos.

Podéis rellenar de lo que más os guste, nata, crema pastelera, crema de cacao, yo en este caso lo he rellenado de dulce de leche que es mi crema favorita.

Lo enrollamos sobre sí mismo con cuidado, ir apretándolo y una vez enrollado, envolverlo en papel film con varias vueltas. Meterlo en el frigorífico y dejarlo varias horas que vaya cogiendo forma.

Sacarlo, desenvolverlo, con una brocha de pastelería pintar ligeramente con un poco de dulce de leche para que al rebozarlo quede mejor pegado el coco y ahora si, a rebozar con el coco rallado.

Si no tenéis dulce de leche, es muy fácil hacerlo en casa.

Coger una lata de leche condensada, quitarle la etiqueta, meterla en un olla rápida o express, cubrirla de agua y ponerla media hora tapada.

Abrir y dejar enfriar la lata, y lista para rellenar cualquier pastel. Yo lo he hecho en olla rápida, no sé si en olla express es el mismo tiempo, sino, dejarlo un poco más de tiempo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por dejarme tu comentario!